Terapia para familias

Terapia familiar - Gabinete de psicología para familias

¿Qué es la terapia de familia?

La terapia de familia es un tipo de terapia que se centra en la dinámica de la familia y en cómo interactúan entre sí los miembros de la familia. La terapia de familia puede ser útil para cualquier familia que desee mejorar su comunicación, resolver problemas o enfrentar desafíos.

La terapia de familia se lleva a cabo en sesiones con un terapeuta especializado en tratar problemas familiares. El terapeuta puede ayudar a la familia a identificar patrones de comportamiento o problemas específicos en su dinámica y a desarrollar estrategias para manejarlos de manera más saludable. También pueden enseñar habilidades de comunicación y de resolución de problemas que pueden ser útiles para mejorar la relación entre los miembros de la familia.

¿Por que acudir a terapia familiar?

Las familias pueden acudir a terapia por muchas razones diferentes. Algunas posibles razones por las que las familias pueden beneficiarse de la terapia de familia incluyen:

  • Mejorar la comunicación: La terapia de familia puede ayudar a las familias a mejorar su comunicación y a aprender nuevas formas de expresarse y escucharse mutuamente de manera más efectiva.

  • Resolver problemas: La terapia de familia puede ayudar a las familias a resolver problemas específicos, como conflictos de personalidad o problemas de disciplina.

  • Enfrentar desafíos: La terapia de familia puede ser útil para las familias que enfrentan desafíos específicos, como el divorcio, la muerte de un ser querido o la llegada de un nuevo miembro a la familia.

  • Mejorar la conexión: La terapia de familia puede ayudar a las familias a fortalecer su conexión y a crear un ambiente más cálido y armonioso en el hogar.

Terapia familiar - Psicólogo para familias
Duración de la terapia para familias - Psicologo para terapia familiar

¿Cuánto dura la terapia?

La duración de la terapia de familia puede variar dependiendo de las necesidades y objetivos de la familia y de la gravedad de los problemas que están enfrentando. Algunas familias pueden sentirse mejor en unas pocas sesiones, mientras que otras pueden necesitar más tiempo para resolver problemas más complejos o profundos.

En general, la terapia de familia suele ser un proceso a corto plazo, con una duración de 10 a 20 sesiones. Sin embargo, algunas familias pueden necesitar más tiempo o pueden beneficiarse de un seguimiento regular con un terapeuta después de haber completado la terapia.

Contacta con nosotros al siguiente número de teléfono: 613 640 396 por WhatsApp o rellenando el siguiente formulario.